A la hora de buscar un mando o cualquier otro accesorio gamer hay que tener en cuenta las necesidades de cada uno, no es lo mismo lo que necesita un usuario ocasional que uno profesional. Hoy vamos a analizar el Xbox Elite Series 2 para PC y Xbox, el que para muchos está considerado como el mejor mando para jugar con la consola de Microsoft.

Xbox Elite Series 2, analizamos el mejor mando para Xbox 1

Un mando genuinamente “Profesional”

En el mercado hay muchos mandos que se anuncian como “profesionales”, pero podemos afirmar que ninguno hace tanto honor a ese nombre como el Xbox Elite Series 2. Microsoft conoce su producto y ha sabido hacer un dispositivo que extrema la personalización, pero que sobre todo hace que jugar se convierta en una experiencia casi perfecta. Pero no vamos a adelantar acontecimientos, por lo que comenzaremos haciendo un repaso al diseño y componentes que nos vamos a encontrar en la caja.

  • Mando inalámbrico Xbox Elite Series 2
  • Estuche
  • Juego de 6 palancas de mando: 2 estándares, 2 clásicas, alta y una  cúpula ancha
  • Juego de 4 palancas: 2 medianas y 2 mini.
  • Juego de 2 mandos de dirección: estándar y facetada
  • Herramienta de ajuste de palanca de mando
  • Base de carga
  • Cable USB-C de 2.7 metros

A excepción del cable todo lo demas viene dentro del estuche, aunque dentro de este tenemos un bolsillo en rejilla donde también podemos llevar el cable. Es decir que podemos transportar todos los componentes en el estuche de forma cómoda y bien fijados.

Xbox Elite Series 2

Este mando no necesita pilas, ya que cuenta con una batería en su interior que podemos cargar gracias a su base de carga, el cual se conecta al mando con una serie de pequeños pines metalicos. Por otro lado el estuche cuenta con un espacio donde se puede situar esta base, sobre la cual a su vez reposa el propio mando. Gracias a una apertura en la parte trasera, la cual podemos abrir o cerrar, podemos conectar el cable y así cargar el mando mientras está en nuestro estuche. También podemos sacar del estuche la base de carga y usarla de forma externa.

En el día a día significa que puedes tener el estuche conectado y cada vez que dejes el mando en él, este se irá cargando. La batería te da una autonomía de 40 horas, pero con un sistema de carga tan cómodo es difícil que en algún momento te quedes sin batería en mitad de un juego.

Para que podamos adaptar el mando a nuestra forma de jugar tenemos un total de 13 accesorios, dos crucetas, 6 sticks de diferente formato, 4 palancas y una herramienta en forma de palometa que nos sirve para ajustar de forma manual la tensión de los sticks. Este es uno de los grandes cambios que aporta este mando y es que no todo se ha dejado al software, sino que de forma manual podemos realizar varios ajustes con los que adaptar el mando a nuestras preferencias.

Xbox Elite Series 2

Un diseño que rebosa calidad

Coger en las manos el Xbox Elite Series 2 hace que te embargue una sensación de calidad y robustez, algo a lo que ayuda un peso notable de 345 gramos. Pocos mandos te dan tan buena sensación de entrada, no solo en el aspecto de materiales, si no desde el punto de la ergonomía y comodidad en la manos.

La parte superior cuenta con los habituales botones ABXY junto con los de menú, opciones y el de Xbox. A estos se le añade un botón en mitad del mando, justo encima de tres pequeños LED. Este es el selector de perfiles, mientras que los LED se van iluminando señalando que perfil tenemos seleccionado. Esto es algo que podremos personalizar mediante el correspondiente software, del que hablaremos más adelante.

Xbox Elite Series 2

El tacto del mando es ligeramente rugoso en general, contando en ambos brazos con un diseño de goma envolvente con un trazado que mejora el agarre. Esta es una de las mejoras de diseño con respecto al primer Elite, y lo cierto es que se agradece.

Esto es algo que también llega a la parte de los gatillos, junto con un color mas metalizado, cuentan con una zona rugosa en los extremos de los RT y LT, la cual está ahí para ayudarnos a tener una mejor sujeción a la hora de accionarlos.

Xbox Elite Series 2

Este mando cuenta también con conectividad Bluetooth, lo que permite que lo conectemos a un dispositivo Windows 10 como PC o tabletas. Si queremos hacerlo por cable tenemos un puerto en esta zona frontal, la misma que encontramos en los mandos de Microsoft

Sin embargo buena parte de lo más interesante de este mando lo descubrimos dándole la vuelta. En esta parte encontramos cuatro espacios (P1, P2, P3 y P4) donde colocar las palancas inferiores, pero también unos deslizables situados en los laterales con tres posiciones. Estos permiten que podamos seleccionar tres puntos de bloqueo para los gatillos, logrando un mayor o menor recorrido de ellos. Con ello podemos ajustarlos en función del juego, algo muy útil a la hora de pasar de un juego de conducción a un shooter, por ejemplo.

Xbox Elite Series 2

Las palancas inferiores no es algo nuevo, ya lo hemos visto en otros mandos con mayor o menor éxito en su implementación. En el Xbox Elite Series 2 se usa un sistema de palanca que se sujeta de forma magnética, el cual permite colocar las palancas pegadas a los brazos, por lo que no debemos empujarlas si no simplemente “cerrar el agarre”.

Xbox Elite Series 2

Este sistema hace que cuando acerquemos cada palanca al brazo, se presione un punto de acción que es el que realmente ejerce la acción, el cual podemos ver en la siguiente fotografía.

Xbox Elite Series 2

Máxima personalización por Software

Accesorios de Xbox es la aplicación con la que Microsoft nos permite personalizar el Xbox Elite Series 2, incluyendo la creación de perfiles entre los que luego podremos cambiar con el selector del mando.

Las opciones de personalización son tremendas, permitiendo el mapeo de los botones y palancas, pero también el ajuste de los gatillos, la vibración e iluminación. El mapeo incluye poder asignar a una tecla comandos de voz, como el grabar o realizar una captura de pantalla. Por si eso fuera poco, también tenemos una opción más y es que podemos asignar un botón para que funcione a modo de tecla mayúscula, lo que permite que manteniendo esa tecla presionada en conjunto con otra, esta última tenga una función alternativa.

El amplio abanico de opciones puede abrumar y incluso puede que esto parezca que son demasiadas funciones que pocos llegarán a usar al máximo Sin embargo no olvidemos que hablamos de un mando pensado para cumplir con el público mas exigente y cuando hablamos de jugadores de alto nivel, estas opciones permiten que el mando ofrezca ese plus en el cual las pequeñas diferencias pueden marcar el éxito o el fracaso en una partida.

Galería

Conclusiones y opinión

Cuando hablamos de un mando con un precio de 179.99€ es difícil no ser exigente. Lo que en otros niveles de precio seria un inconveniente, en este rango son fallos imperdonables. Sin embargo incluso con un precio de este nivel cuesta encontrarle una pega que ponerle al Xbox Elite Series 2, tal es el buen trabajo realizado por Microsoft.

Dado el precedente del Elite original, hubiera estado bien poder comprobar su rendimiento y durabilidad durante un periodo de tiempo más prolongado, pero por desgracia nuestro tiempo con él ha sido limitado, por lo que tenemos que basar nuestra opinión en un par de semanas de uso. Tras esto lo cierto es que la experiencia no podía haber sido mejor.

Xbox Elite Series 2

Su ergonomía, rendimiento y las excelente sensaciones que nos ha dejado tras el tiempo que lo hemos disfrutado, hacen que no tengamos la mas mínima duda en afirmar que es el mejor mando para Xbox que hemos probado. Microsoft ha creado el complemento perfecto a su consola, eso si, si te puedes permitir gastarte lo que cuesta.

Xbox Elite Series 2

179.99 €
9

Valoración

9.0/10

A favor

  • Diseño
  • Rendimiento
  • Personalización
  • Inalámbrico
  • Estuche "con carga"
  • Multiples accesorios

En contra

  • Precio

Toda la información la encuentras en nuestro canal de Telegram ¡Siguenos!

Sobre El Autor
Pedro A.
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.