Comenzamos a conocer las novedades que se ha anunciado en la Keynote de apertura del Google I/O 2022. La gran G ha comenzado a desvelar algunos de los planes que tiene pensado implementar próximamente y una de ellas nos va a ayuda a realizar desplazamientos más amigables con el medio ambiente.

Desde hace poco Google Maps ha añadido en Estados Unidos y Canadá una nueva opción de ruta a elegir a la hora de usar el navegador, las rutas ecológicas. Esta opción escoge la mejor ruta no en función del tiempo o distancia, si no en función del menor consumo de combustible, algo que hoy se ha confirmado llegará también a Europa.

rutas ecológicas de Google Maps

Las rutas ecológicas nos indican el camino entre dos puntos en automóvil teniendo en cuenta la eficiencia energética. Sin duda una ruta que nos impida mantener una velocidad constante, o que requiera de continuas paradas y arranques por la presencia de semáforos, desencadena en un mayor consumo de combustible. Con las rutas ecologicas Google Maps busca el camino que nos permita llegar a nuestro destino con un menor consumo, algo que hace que contaminemos menos y de paso nos ahorremos dinero.

Desde que implementó este servicio en Estados Unidos y Canadá Google afirma que se ha recorrido con él 86 mil millones de millas, ahorrando más de medio millón de toneladas métricas de emisiones de carbono. Es decir el equivalente a eliminar 100,000 autos de la carretera. Ahora anuncian que esta función está preparando su desembarco en Europa, algo que dada la actual situación política y económica seguro que muchos vamos a agradecer.

Síguenos en nuestros canales de Telegram y Google News para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.

Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fi y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.