Fieles a su cita Realme ha anunciado oficialmente el nuevo Realme GT Neo 3, el primer terminal que cuenta con una carga rápida de 150W que es capaz de alcanzar la carga del 50% en solo 5 minutos.

La marca ha puesto en este dispositivo el foco en la carga rápida, por lo que incluso el diseño se ha inspirado en el mundo de la velocidad con dos colores disponibles bajo los nombres de Le Mans y Silverstone, además de un modelo en negro. Esto junto con dos líneas verticales que recorren su trasera da más hincapié al tema de la velocidad, algo que también encontramos en su pantalla con una tasa de muestreo táctil de 1.000 Hz.

Realme GT Neo 3

Un smartphone que apuesta por la velocidad

La carga rápida se ha convertido en la línea a batir, pero no es el único atractivo de este dispositivo y es que el Realme GT Neo 3 cuenta con un diseño que incorpora una pantalla AMOLED de 6.7 pulgadas con resolución FHD+, tasa de refresco de 120 Hz que llega a los 1.000 Hz en el muestreo táctil, algo que sin duda agradecerá el público más gamer.

Un punto curioso es que bajo esta pantalla tenemos un sensor de huellas que, al igual que ya vimos en el Realme GT 2 Pro, se puede usar para monitorizar nuestro ritmo cardíaco.

En el interior de este dispositivo encontramos un procesador Dimensity 8100 de Mediatek que se acompaña de varias configuraciones RAM-almacenamiento dependiendo del modelo y es que el Realme GT Neo 3 cuenta en realidad con dos modelos en función de la batería.

Realme ha apostado por ofrecer dos modelos de carga. El primero monta una batería de 5.000 mAh con carga rápida de 80W, el cual lo tenemos con 6 u 8 GB de RAM y 128 o 256 Gb de almacenamiento, mientras que el segundo monta una batería de 4.500 mAh con carga rápida de 150W que está disponible en versiones con 8 o 12 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento. Este último modelo es el rey de la carga rápida ya que con él podremos cargar su batería al 50% en solo 5 minutos.

Realme GT Neo 3

Fuera del sistema de carga los dos modelos del Realme GT Neo 3 mantienen el resto de especificaciones idénticos, con una cámara frontal de 16 MP y una tripleta trasera con lente principal de 50 MP con sensor Sony IMX766 y OIS, un gran angular de 8MP y una lente macro de 2MP.

Realme GT Neo 3, especificaciones:

Diseño
Dimensiones: 163,3 x 75,6 x 8,2 mm
Peso: 188 gramos
Colores disponibles: Le Mans, Silverstone y negro salvaje
Software
Sistema Operativo: Android 12
Capa de personalización: Realme UI 3.0
Pantalla
AMOLED de 6.7 pulgadas
Resolución FHD+ (2412 x 1080)
Frecuencia de actualización: hasta 120Hz
Frecuencia de muestreo: 1000Hz
Gorilla Glass 5
Procesador
Dimensity 8100
Mali-G610 MC6
Memoria RAM
6G / 8GB / 12GB LPDDR5
Almacenamiento
128GB/256GB UFS 3.1
Cámaras traseras
Principa SONY IMX 766 OIS de 50 MP con distancia focal equivalente: 23.6mm FOV: 84.4 ° apertura: f/1.88, 6P, tamaño del sensor: 1 / 1.56 pulgadas
Gran angular de 8MP con FoV 119.7 ° y apertura: f/2.25, 5P
Macro de 2M con enfoque de 4 cm-distancia focal equivalente: 21,8 mm FOV: 88.8 ° apertura: f/2.4, 3P
Cámara frontal
16 MP (apertura f/2.45) Samsung S5K3P9
Batería
5.000 mAh Carga rápida 80W o 4.500 mAh Carga rápida 150W
Conectividad
5G
Otros detalles
Sensor de huellas bajo la pantalla, altavoces duales dolby atmos, NFC
Precio
a partir de 286.00 €

Precio y disponibilidad

Como era de esperar de momento el Realme GT Neo 3 se ha presentado solo para china, donde lo podemos encontrar con precios que van desde los 286€ al cambio en el modelo más básico hasta los 400€ en el modelo más potente con carga de 150W. De momento no hay infomación sobre su disponibilidad fuera del gigante asiático.

Síguenos en nuestro canal de Telegram para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.

Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fi y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.