En nuestras manos tenemos los Bose QuietComfort 45, la nueva propuesta de una de las marcas de referencia en lo que a dispositivos de sonido se refiere. Se trata de unos auriculares inalámbricos de tipo diadema con almohadillas circumaurales entre cuyas prestaciones encontramos cancelación activa de ruido y un diseño especialmente pensado para ofrecer la mejor portabilidad.

Bose QuietComfort 45

Los nuevos auriculares de Bose están disponibles en dos colores: blanco ahumado y negro. En nuestro caso hemos podido contar con una unidad en color negro, probándolo a fondo durante un par de semanas para poder contaros nuestras impresiones, aunque antes de eso vamos a hacer un repaso de sus características.

Bose QuietComfort 45, especificaciones:

  • Dimensiones:
    • Auriculares: 18,4 cm de altura x 15,24 cm de anchura x 7,62 cm de profundidad
    • Funda de transporte: 21,1 cm (Al.) x 14,5 cm (An.) x 5,1 cm (Pr.)
  • Peso: Auriculares, 240 gramos. Funda 180 gramos.
  • Bluetooth:
    • Bluetooth 5.1
    • Alcance de hasta 9 metros
    • Conexión hasta dos dispositivos a la vez
  • Conexión por cable de audio de 3,5 mm a 2,5 mm
  • Micrófonos cuádruples con cancelación de ruido
  • Cancelación activa de ruido / Modo Alerta
  • Arquitectura acústica TriPort
  • Batería:
    • Autonomía: 24 horas
    • Carga rápida: 15 minutos ofrecen hasta 3 horas de reproducción
    • Tiempo de carga: 2,5 horas vía USB C

Unboxing y primeras impresiones

Como es norma comenzaremos este análisis con un rápido desempaquetados para conocer que incluye nuestra compra y que nos vamos a encontrar al llevarlo a casa. Bose ha usado un sistema de empaquetado compuesto por una caja en acabado gris oscuro y que viene «precintada» por una tira de cartón en la cual en su frontal tenemos una imagen de los auriculares y su nombre como única seña identificativa.

Bose QuietComfort 45

En la parte trasera de este «sellado» encontramos en varios idiomas las principales características: sonido de alta fidelidad, su micrófono cuádruple con cancelación de ruido, modo aware o el uso de un puerto USB C entre otras.

En esta parte también se nos confirma la compatibilidad de estos auriculares con dispositivos Android, iPhone y iPad, aunque lo cierto es que la compatibilidad vía Bluetooth nos permite su uso con dispositivos como PC o usando una conexión por cable compatible, habiéndolo probado al conectarlo a nuestro mando de Xbox sin problema.

Bose QuietComfort 45

Dentro de esta caja encontramos las instrucciones de seguridad, una guía rápida y un estuche de viaje. Este estuche está realizado con un acabado que imita piel sintética, con el logo de Bose en color negro con acabado brillante en la parte superior y una tira de tela en un extremo que nos permite colocarla en un colgante o un mosquetón.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 1

En el interior de este estuche tenemos los auriculares junto con una serie de tiras de plástico que hace que este no se mueve y que al contrario que en otros modelos que hemos probado no están sujetos al estuche. Esto hace que cuando coloquemos los auriculares deberemos colocar también estas tiras para asegurar que los primeros no se muevan.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 2

En el interior del estuche, bajo la parte superior, tenemos un pequeño bolsillo que permite que llevemos tanto el cable de carga como el cable de conexión de audio. Se trata de un cable de audio de 2,5 mm a 3,5 mm y un cable de carga USB A a USB C que ya nos llegan dentro de este bolsillo.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 3

Diseño elegante y cómodo «para llevar»

Si nos damos un paseo por el catalogo de auriculares de la marca vemos que Bose tiene una línea de diseño bastante definida que ha mantenido con los Bose QuietComfort 45, aunque de forma más pulida que en modelos precedentes.

Con un formato de diadema reforzada con nailon relleno de vidrio y unas bisagras de metal fundido, Bose ha buscado brindarnos unos dispositivos que permanezcan a nuestro lado durante un largo tiempo. Todo el conjunto viene en un acabado negro mate que hace que destaca la marca Bose en la parte externa de las cúpulas de los auriculares. Si bien el principal elemento es el plástico, se trata de un plástico de calidad, suave al tacto y que a pesar de su ligereza de solo 240 gramos se aprecia de gran resistencia.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 4

Bose ha escogido usar controles físicos, todos ellos también construidos en plástico que nuevamente se deja ver de calidad, con un buen recorrido y un claro feedback cuando pulsamos cada uno de ellos.

En la parte externa de la cúpula derecha tenemos un deslizable que nos permite apagar o encender los auriculares y con ello la conexión Bluetooth, además de servir para poner los auriculares en modo emparejamiento. Este último modo se consigue manteniendo la presión hacia la parte frontal unos segundos, algo que cuando se activa se nos indica mediante una locución avisando de que está «Listo para emparejar otro dispositivo». Esto es así ya que los Bose QuietComfort 45 admiten que los podamos usar vía Bluetooth con hasta dos dispositivos al mismo tiempo.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 5

En el contorno de la cúpula izquierda tenemos un puerto de 2.5mm para conectar el cable de audio y un botón de acción. Este botón nos sirve para cambiar entre los modos «Silencioso», es decir la cancelación activa de ruido, y el modo «Alerta», o lo que es lo mismo el modo ambiente que nos permite escuchar lo que pasa en nuestro entorno.

En la cúpula derecha tenemos el puerto de carga USB C y tres botones. En los extremos tenemos los controles del volumen, mientras que entre ellos tenemos el botón multifunción que nos permite pausar o reanudar la reproducción con una pulsación, avanzar o retroceder una pista con dos o tres pulsaciones, o invocar el asistente virtual por defecto del dispositivo conectado solo con una pulsación prolongada. También tenemos un pequeño LED que nos indica el estado de los auriculares.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 6

En la parte interna de las copas de los Bose QuietComfort 45 contamos con unas almohadillas acolchadas recubiertas de un cuero sintético sin arrugas. Este sistema se ajusta rodeando nuestra oreja para ofrecer un sellado sin que se necesite que los auriculares ejerzan una gran presión. Se consigue con ello un buen asilamiento y una lograda cancelación pasiva de ruido que se hacen notar nada más ponernos los auriculares. En el interior de estas almohadillas tenemos una tela con las letras R y L que nos indican cual es el auricular que corresponde a cada oreja.

Estas copas pueden rotar y girar sobre su eje, llegando incluso a permitir su pliegue para guardarlos en los estuches, pero también permite que la parte externa de las copas se puedan quedar apoyadas sobre nuestro pecho, es decir que los altavoces queden «mirando hacia arriba». También podemos girarlo en sentido contrario, pero en este caso en un ángulo que a ojo calculo en unos 35-40 grados y que sirve para que se ajusten a la forma de nuestra cabeza.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 7

La parte interna de la diadema, al igual que las almohadillas, cuentan con un firme acolchado y acabado de cuero sintético que hace que se apoye sobre la parte superior de nuestra cabeza con suavidad, siendo muy cómodos pero logrando una buena sujeción. En los extremos de esta zona encontramos unas tiras que permite que ampliemos el diámetro, viniendo marcadas con una serie de muescas que nos sirve como puntos de ampliación.

Durante el tiempo de prueba el diseño de los Bose QuietComfort 45 ha demostrado ofrecer un ajuste firme sin llegar a ser opresivo, cómodo de usar durante horas sin que lleguen a hacerse pesados o incomodos. Su acabado mate no es inmune a las huellas, pero estas son sencillas de eliminar por lo que no cuesta mantenerlos limpios, permitiendo así que luzcan siempre en su mejor versión. Gracias a su sistema de pliegue podemos llevarlos en su estuche manteniéndolos protegidos al tiempo que les hacen idóneos para llevarlos como compañeros de viaje.

Experiencia de uso

Los Bose QuietComfort 45 son unos auriculares que buscan ofrecer calidad de audio junto con una larga autonomía que permita su uso durante días sin tener que preocuparse de cargarlo. Ello con un diseño elegante y fácil de mantener siempre en su mejor versión gracias a un buen trato de las huellas.

A la hora de controlar la reproducción y funciones como la cancelación activa de ruido los controles cuentan con un tamaño y profundidad de pulsación que permiten un uso cómodo y claramente perceptible en cada pulsación, eso si su sistema de doble o triple pulsación para adelantar o retroceder una pista requiere algo de practica. No te extrañe que en los primeros intentos no logres lo que quieres, pero es solo cuestión de practica. Aquí sin duda el punto que más me ha sorprendido es la ausencia de una forma de parar la reproducción de forma automática. Normalmente en esta gama de productos tenemos un sensor de presencia que pausa la reproducción cuando nos quitamos los auriculares, apagándolos después de un tiempo. En otros modelos al girar las copas el dispositivo se apaga ya que da por supuesto que ya no los llevamos puestos. Sin embargo en el caso de los Bose QuietComfort 45 no tenemos ninguno de estos modos y la única solución es usar el deslizable de la copa derecha para apagarlo o programar un tiempo limite. Un aspecto que sin duda Bose debe abordar lo antes posible.

La conexión por cable se agradece para ampliar las opciones de uso, pero es vía bluetooth como terminas usándolo en la mayoría de ocasiones. Aquí contamos con la posibilidad de usarlos de forma simultanea en dos dispositivos, algo que es mucho más cómodo de lo que puede parecer. Un ejemplo es que cuando lo uso conectado al PC y a mi smartphone, si estoy viendo una película en el PC y alguien me llama al móvil puedo contestar al momento la llamada, una vez finaliza esta los auriculares automáticamente retoman el sonido del PC.

Una aplicación espartana

Bose apuesta por automatizar el sonido de los Bose QuietComfort 45 en detrimento de las opciones de personalización por parte del usuario. Así nos encontramos con una aplicación sencilla en la que apenas tenemos nada que decir ya que muchas de las opciones las tenemos accesibles desde los propios auriculares.

La aplicación que controla estos auriculares está disponible bajo el nombre de Bose Music y con ella podemos controlar el volumen de la reproducción, los modos y otros elementos como seleccionar las fuentes del sonido, es decir los dispositivos que se conectan de forma automática a los auriculares por bluetooth. También podemos configurar el apagado automático, el cual curiosamente viene en un apartado llamado «Encendido», el volumen de las indicaciones por voz y que el dispositivo recuerde el modo que seleccionamos.

Se hecha en falta opciones de configuración del sonido o la cancelación de ruido, en ambos casos sistemas que dejan su eficacia a la automatización de Bose.

Cancelación de ruido para aislarte de todo

Bose anuncia estos auriculares como los portadores de su mejor cancelación de ruido. En este aspecto hace uso de su propia  tecnología Acoustic Noise Cancelling que usa una combinación de cancelación pasiva y activa. La primera viene dada por un excelente aislamiento conseguido por sus almohadillas, mientras que el segundo usa los micrófonos de los cascos para escuchar constantemente el sonido que nos rodea para generar una señal opuesta que lo anule, logrando así aislarnos de él.

La eficacia de este sistema queda demostrada a la hora de usarse tanto en interiores como en exteriores, logrando reducir de una forma drástica el ruido que nos rodea. Como siempre mi primer contacto con este sistema es probarlos mientras estoy delante del ordenador escribiendo con el teclado, ruido que apenas se percibe cuando conectamos la cancelación activa de ruido de los auriculares. Cuando salimos a la calle el ruido del trafico es perceptible, pero a niveles mínimos que desaparece a poco que tengamos un volumen medio en la música que estemos escuchando. En general se nota que logra mejores resultados a la hora de eliminar las frecuencias medias, pero en global el resultado es realmente bueno y nos permite inmersiones en el sonido sin que el resto del mundo interfiera en la experiencia.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 18

Junto con la cancelación activa de ruido, que por cierto se anuncia como modo «Silencioso», tenemos el sistema de sonido ambiente, anunciado como «Alerta» por la notificación por voz y «Atento» en la app. Este usa los micrófonos para permitirnos escuchar lo que pasa a nuestro alrededor aunque llevemos los auriculares puestos. Aquí decir que el sonido que percibimos es sorprendentemente claro, algo que parece lógico pero que en no pocos modelos nos hemos encontrado con que tiene a metalizarlo o distorsionarlo. Algo que con los Bose QuietComfort 45 no sucede. Esto se aplica también a la hora de hablar en una llamada, algo que han notado mis habituales «cobayas» de prueba cuando hablábamos y que no han dudado en destacar. A la hora de hacer una llamada vas a tener una calidad de primer nivel en como te escuchan, tanto en volumen como en nitidez de nuestra voz e incluso en exteriores ya que logran una buena cancelación del ruido de fondo.

Nuevamente encontramos que Bose no se guía por tendencias y apuesta por ofrecer solo dos modos, o bien escoges el modo silencioso o el alerta, pero no contamos con opción de simplemente desconectar el sistema. Tampoco nos permite configurar estos modos, es decir que no podemos regular los niveles de cancelación.

Calidad de sonido

Llegamos al meollo de cualquier análisis de un dispositivo de audio, que no es otro que saber como suena y que tal es la calidad de sonido que nos proporciona. Bose está convencido de su capacidad para automatizar el mejor sonido, por lo que no cuenta con opciones de ecualizador y deja todo en mano de sus algoritmos de sonido y en la arquitectura acústica TriPort.

La compañía no brinda datos sobre sus drivers ni desvela como optimiza el sonido, limitándose a comentar que su sistema permite ofrecer una mayor contundencia en el sonido, optimizando el audio en función del volumen para potenciar los graves y agudos de casa pista. Con ello prometen que incluso a bajos volúmenes tendremos unos graves potentes y un sonido nítido.

Bose QuietComfort 45 con cancelación activa de ruido - Análisis 19

En las pruebas de sonido destaca la claridad y nitidez del sonido así como por la pegada de los graves sin que estos lleguen a «saturar». A la hora de escuchar Lie to Me de Steve Aoki podemos percibir sin problemas los timbres de la voz incluso cuando están tapadas por la melodía. Los bajos de Seven Nation Army de The White Stripes retumban en nuestros oídos al tiempo que nos permiten percibir con claridad el sonido de las cuerdas. En canciones como Born in the U.S.A. la voz de Springsteen nos llega de forma desgarrada que hace que nos duela la garganta solo de oírlo. En los agudos la experiencia no ha sido tan placentera ya que estos sonidos en ocasiones pueden llegar a que instrumentos como los platillos tengan mas protagonismo del que debieran, llegando a dejar en un segundo plano otras notas.

Autonomía y carga

A la hora de valorar la autonomía de este tipo de dispositivos se suelen hacer con y sin la cancelación activa de ruido activada. En este caso esto no es posible ya que ya sea como cancelación o en modo alerta, esta siempre está presente. El resultado es que tenemos una autonomía que no solo alcanza las prometidas 24 horas, si no que en mi caso las ha superado. Además cuando este ciclo se ha cumplido he podido disfrutar de tres horas más con solo 15 minutos de carga, lo que se agradece y ha permitido que nunca haya tenido problemas de batería con los Bose QuietComfort 45. Si bien no es la mayor autonomía que hemos probado en unos auriculares de este estilo, si son cifras muy a tener en cuenta.

Conclusiones y opinión

Los Bose QuietComfort 45 tienen un precio de 349€, lo que les sitúa de golpe en la gama alta de auriculares inalámbricos. Este puesto de demuestran con un diseño esmerado, una buena cancelación activa de ruido y un sonido de alta calidad, detallado y de buena pegada. Junto a esto su buena autonomía y la carga rápida ha permitido que disfrute de ellos sin temor a quedarme sin batería en medio del día, completando una buena experiencia de uso.

A pesar de ello hay puntos que hubieran redondeado el producto y que Bose debería implementar. Funciones como el sensor de presencia y la posibilidad de deshabilitar la cancelación de ruido se echan en falta, junto a un mayor nivel de personalización de la experiencia con un ecualizador o control de la cancelación de ruido.

Con todo los Bose QuietComfort 45 son unos excelentes auriculares para disfrutar de un sonido fino mientras nos aislamos del mundo, llevárnoslo donde queramos y hacerlo con la seguridad de que la autonomía no será un problema. Un producto muy recomendable si te lo puedes permitir.

Bose QuietComfort 45

349,99€
8.3

Valoración

8.3/10

Pros

  • Excelente sonido
  • Buena cancelación de ruido
  • Diseño y ergonomía
  • Autonomía
  • Conexión Bluetooth (hasta 2 dispositivos) y por cable
  • Calidad de las llamadas

Contras

  • Precio
  • Sin opción de apagar ANC
  • Opciones de personalización de la experiencia escasas
  • Sin sensor de presencia

Siguenos en nuestro canal de Telegram para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.

Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.