Honor tenía la esperanza de que su separación de Huawei pusiera fin a las limitaciones del veto con el que Estados Unidos les había amordazado. Uno de los mayores problemas de este veto es la imposibilidad de usar procesadores de última generación, algo que incluso Huawei sufre y que es una de las grandes losas a superar por la compañía.

Honor

Honor se alía con Qualcomm

Hoy Honor ha dado un paso de gigante en su nueva carrera como empresa independiente y es que ha anunciado un acuerdo por el cual Qualcomm proveerá a Honor de procesadores, siendo además una de las primeras empresas que estrenará el nuevo Snapdragon 778G al incluirlo en su próximo Honor 50. Este dispositivo será el nuevo producto estrella de Honor y para evitar desconfianzas por parte de los usuarios lo hará de la mano de uno de los mejores procesadores del mercado.

Como marca de tecnología global, HONOR ha desarrollado una sólida red de partners líderes en la industria a lo largo de nuestra cadena de suministro, y esta alianza con Qualcomm refuerza nuestro compromiso de trabajar con los líderes tecnológicos globales.

George Zhao, CEO de HONOR Device Co, Ltd

Junto con el Honor 50, también podremos ver los procesadores de Qualcomm en el nuevo HONOR Magic, aunque en este caso al tratarse de un flagship usará el procesador más avanzado capaz de proporcionar la empresa americana.

Honor quiere volver a coger impulso tras un parón que frenó un ascenso más que notable, algo que hará de la mano de las principales empresas del sector y aunque no dan datos ya nos advierten que en Junio nos desvelarán nuevos productos.

Siguenos en nuestro canal de Telegram para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.

Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.