Estas leyendo
Royole FlexPai ¿el primer smartphone plegable?

Royole FlexPai

Cuando parecía que Samsung seria el que se llevaría el pato al agua lanzando el primer Smartphone con pantalla plegable, desde Asia nos llega el nuevo Royole FlexPai, un terminal con una pantalla plegable de 7.8 pulgadas que ya está a la venta.

Antes de que te dejes llevar por la emoción, lo cierto es que si bien se ha presentado como un dispositivo final, no es exactamente lo que esperabamos de un teléfono plegable. En primer lugar no se pliega totalmente, si no que deja un espacio que hace que incluso cerrado sea bastante voluminoso. Por otro lado, si te fijas en el siguiente vídeo veras que su funcionamiento aún deja que desear, pareciendo que le cuesta adaptarse a la posición del dispositivo, presentando saltos bastante visibles.

Con ello no queremos restarle méritos a la empresa, tiene un terminal funcional y que cuenta con una pantalla flexible. Algo que ya nadie le va a quitar, pero que parece que está aún algo lejos de lo que esperamos se presente por compañías como Samsung. Al menos no se puede dudar que se lleva el honor de el primero en ponerse a la venta.

Especificaciones del Royole FlexPai
Diseño
Plegable

Dimensiones: 134 x 190.35 x 7.9 mm
Peso: 320 gramos
Colores disponibles: Negro


Pantalla
Amoled 7.8 pulgadas 1920 x 1440 pixeles, 308 PPI

Procesador
Qualcomm Snapdragon 8150 hasta 2.8 GHz
Adreno 640

Memoria RAM
8 GB

Almacenamiento
128GB / 256 GB
Ampliables vía tarjeta microSD de hasta 256 GB

Cámara principal
16 MP+20 MP f/1.8

Cámara frontal

Batería
3800 mAh

Conectividad

Otros detalles
USB tipo C

De momento solo se permite la compra del Royole FlexPai en un modelo para desarrolladores a un precio de 1.318$ para el modelo con 128GB de almacenamiento y de 1.469$ para el modelo de 256GB.

Toda la información la encuentras en nuestro canal de Telegram ¡Siguenos!

Sobre El Autor
Pedro
Pedro
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.