Estas leyendo
Surviving Mars, el momento de colonizar Marte ha llegado [Análisis]

Surviving Mars

Nos ponemos a los mandos de un nuevo juego de estrategia publicado por Paradox Interactive y desarrollado por Haemimont Games, autores de sagas tan reputadas como Tropico e Imperivm. Surviving Mars nos transporta hasta Marte para poder colonizarlo y veremos cómo tenemos muchas opciones para poder hacerlo.

Surviving Mars es un juego que desde que fue presentado ya llamó la atención de muchos. No solo porqué Paradox ya viniera del rotundo éxito de Cities Skylines (el city builder por excelencia actualmente), sino porqué había muchas señas de identidad en él que presagiaban un título muy interesante por todo lo que podía aportar. Vamos a analizar esta propuesta en su versión de PC, aunque también ha sido lanzado para Xbox One y PS4.

Comenzar en Marte no será tarea fácil

Empezar una partida en Surviving Mars tiene muchas implicaciones que debes controlar y tener en cuenta. De inicio, necesitarás crear las primeras infraestructuras con la ayuda de los drones, los vehículos por CR y los recursos que tengas en la zona escaneada y en el cohete.

El juego sigue una pauta tranquila, pero continua, donde tienes que prestar detalles a muchos puntos. Uno de ellos es en los recursos que tienes y el mantenimiento de las estructuras. Aunque pueda parecer una tarea sencilla, no lo es. Los mantenimientos los hacen automáticamente los drones siempre que tengan los recursos en el radio del vehículo o estación de drones que controla ese dron. Si no es así, será responsabilidad tuya enviar a los drones a buscar los recursos para que luego puedan hacer el mantenimiento de la infraestructura. Y claro, no está de más recordarte que tener las fábricas, productores de energía y demás estructuras en mal estado, comportará un peor funcionamiento de éstas. En la siguiente captura un ejemplo del pobre estado en el que tenía yo una de las estaciones de drones.

Estación de drones con necesidad de mantenimiento - Surviving Mars

Por lo tanto, cuando ya comencemos a construir las primeras estructuras nos encontraremos con los primeros problemas. Es difícil conseguir un equilibrio, pero no imposible. Los recursos son escasos y no todo lo podrás hacer tan rápido como quieras. Tendrás que darle tiempo a según qué cosas y también recurrir a que te envíen recursos y estructuras construidas desde la Tierra. Recurrir a la Tierra será un pequeño salvavidas cuando no podamos obtener los recursos en Marte y tengamos dinero para costear el cohete.

Al final, podrás darte cuenta de que cuando lleves unas horas jugadas cometiste errores que ahora te están pasando factura. No puedo negar que me haya ocurrido, porqué, aunque en otros juegos de estrategia como puede ser Cities Skylines te encuentras también en situaciones más críticas, la posición en la que te pone Surviving Mars es la de que cualquier detalle puede desestabilizar tu crecimiento y no siempre será fácil corregirlo.

Es muy agradable encontrar un tutorial seguido por algunos consejos que te guía en tus primeros pasos. Aun así, habrá momentos donde te encuentres un poco perdido, con desconocimiento o no saber qué hacer. El juego justamente pretende esa sensación, la de supervivencia mezclada con la gestión. Eso lo lleva muy bien, pero hace que en ciertas situaciones no sepas qué hacer o bien no recibas la suficiente información de qué está sucediendo y por qué.

Relacionado  Nokia 6, un mes de prueba y esto es lo que nos ha parecido

La llegada de los primeros colonos en Surviving Mars

Hay un momento de inflexión y es cuando ya te preparas para que los primeros colonos lleguen a Marte. La tarea no se presenta sencilla porqué éstos tienen unos requisitos y demandas que no tenían los drones. Son personas y, por lo tanto, ellos necesitan de alimento, agua, oxígeno y buenos servicios para poder vivir plácidamente en las cúpulas.

Surviving Mars se complica cuando tenemos que gestionar por un lado todo lo que ocurre fuera de las cúpulas y por otro lado lo que ocurre dentro de ellas. Los colonos tienen sus necesidades y pueden llegar a ser muy tiquismiquis. Cada uno es distinto y tiene un carácter diferente. Esto en situaciones críticas puede suponer un problema serio según el comportamiento que pueda tener el colono y que pueda repercutir en el resto de la colonia. Así pues, evita tener a los colonos en mal estado, o la fase de fundación fracasará.

Surviving Mars nos ofrece variedad desde sus inicios

Las partidas podrán ser muy variadas dependiendo de la dificultad elegida. Por ello, el juego nos ofrece un modo fácil para empezar o bien una partida personalizada. La segunda modalidad te permite elegir un patrocinador (que será el que nos aportará el soporte económico y de investigación) y el perfil de nuestro comandante (que aportará algunas ventajas especificas). Ambos elementos serán claves para determinar el nivel de dificultad de la partida, pero habrá un misterio que podremos elegir o dejar que el juego lo seleccione aleatoriamente. En mi caso he preferido dejarlo en aleatorio para encontrarme con la sorpresa.

En esa variedad también están las diferentes estructuras, divididas en las siguientes categorías: infraestructuras, energía, producción, recursos básicos, almacenes, cúpulas, ‘casas, educación e investigación’, servicios de cúpulas, torres de cúpulas y decoraciones. Todas ellas con edificios claros y distintos que aportarán todo lo necesario para poder avanzar en nuestra misión espacial.

Escaneando los sectores en Surviving Mars

La exploración formará parte continua de nuestra experiencia. Una de nuestras vistas será la del mapa completo de Marte dividido por sectores. De inicio, no tendremos más que un sector analizado, pero tendremos que ir seleccionando diferentes sectores de nuestro alrededor para que sean escaneados y así podamos progresar construyendo nuevos extractores de recursos y otras estructuras para nuestra colonización. Después de que un sector sea escaneado, se nos detallará todo lo que se ha encontrado, pero también se podrían haber encontrado anomalías. Para ello tenemos un vehículo por CR específico para explorar las anomalías en el terreno. Éstas pueden ser recursos raros, tecnologías o innovaciones.

Relacionado  Dragon Ball FighterZ, analizamos el Dragon Ball definitivo

Las innovaciones forman parte de la gestión de la investigación. Es un apartado que inicialmente no tendrá ninguna opción a investigar, pero a medida que descubramos algunas por medio de las anomalías, irán apareciendo. Respecto al resto de investigaciones, Haemimont Games ha realizado un impecable trabajo a nivel de profundidad. Hay muchas, de muchos niveles y muy singulares algunas de ellas. Las investigaciones serán importantes ya que nos permitirán la construcción de nuevas estructuras o aplicarán mejoras que repercutirán en un beneficio o ventaja para tu colonia. De hecho, son tantas y parece que se pueden investigar con tan suma facilidad que, a veces, no parecen tan importantes como lo podrían llegar a ser.

Gráficamente apetecible y sonido acertado

Todos sabemos que cuando estamos delante un juego de estrategia, se busca fortalecer los elementos en pantalla antes que la calidad máxima en cada elemento. En ese sentido, Surviving Mars cumple con su cometido. Gráficamente no puedo decir que sea puntero, pero sí que transmite un aspecto sobrio y con una paleta de colores muy acertada para transportarnos a Marte. Es cierto que también los colonos, los drones y demás objetos tienen un aspecto desenfadado sin caer en la caricatura, pero que en ningún momento desentonan.

La calidad gráfica es muy buena y como podréis ver en todas las capturas (calidad ultra y pantalla 1080p) el juego luce francamente bien. Y voy más allá de los transportes y las estructuras. Los fenómenos atmosféricos o los despegues y aterrizajes de los cohetes también tienen implicaciones gráficas y jugables. Por ejemplo, si vienen tormentas de arena, éstas provocarán errores en nuestra red eléctrica. Pero si nuestro cohete despega cerca de otras estructuras, también les dejará llenas de polvo aumentando la necesidad de hacerles un mantenimiento.

Interfaz de Surviving Mars

Si algo tengo que criticar y se me ha hecho cuesta arriba desde el inicio, eso es la interfaz. Un juego de estas características donde la información y el control sobre las unidades y las estructuras es tan importante, debería haber tenido más cuidado en este aspecto. Lo que nos encontraremos que es muchas veces la interfaz nos generará confusión, sin poder distinguir bien si se trata de un botón, si es un elemento interactivo o si se está realizando una acción o no. Teniendo en cuenta que empezar una partida en este juego requiere paciencia y dedicación, la interfaz será un plus de dificultad, al menos, en las primeras horas de juego.

Finalmente, para cerrar este análisis, es siempre interesante comentar el sonido y cómo de importante es en este juego. Los efectos de sonido son escasos, pero la música que acompaña es agradable y no te saca de situación. Surviving Mars incluye múltiples radios para poder variar y no estar escuchando siempre las mismas músicas.

Relacionado  Runestone Keeper, análisis de este roguelike

Versión de consolas

Un pequeño paréntesis se merece la versión de consolas para Xbox One y PS4. Aunque no ha sido la versión analizada, queremos constatar que todo lo mostrado está igualmente implementado en las versiones para consolas. Sin embargo, uno de los problemas que encontrarás es que si ya es difícil de por si adaptar un juego de estrategia a un mando, lo es todavía más Surviving Mars. El resultado no es malo ni desastroso, pero nuestra recomendación pasa por hacerte con la versión de PC. Por último, comentar que además las versiones de PS4 y Xbox One es posible que no te aparezcan traducidas al español y una solución que parecen haber aportado desde Paradox Interactive es la de cambiar la consola a español (latino).

¡Misión colonizar Marte completada! – Conclusiones

Surviving Mars de noche

Surviving Mars nos transporta a un nuevo universo que es de colonizar el Planeta Rojo, vecino cercano de la Tierra. La propuesta jugable es bastante buena combinando una buena estrategia que gestionar en Marte con los drones y con los colonos, pero también con nuestra interacción con la Tierra, pidiendo y enviando recursos. Las investigaciones son otro añadido interesante, pero quizás algo desaprovechado. Tenemos en este juego una base para muy interesante en la que podrás disfrutar muchas horas de juego llevando a cabo distintas estrategias para ser el mejor colonizador de Marte.

Surviving Mars
Surviving Mars
Desarrollado por: Haemimont Games

Distribuido por: Paradox Interactive

Tamaño aproximado de la descarga: 4,1 GB

Descripción: Surviving Mars es un constructor de ciudades de ciencia ficción que trata de colonizar Marte y sobrevivir al intento. Elige una agencia espacial para obtener recursos y apoyo financiero antes de decidir la ubicación de tu colonia. Construye cúpulas e infraestructuras, investiga nuevas posibilidades y utiliza drones para desbloquear maneras más elaboradas de modelar y ampliar tu asentamiento. Cultiva tus propios alimentos, extrae minerales o relájate en el bar después de una larga jornada de trabajo. Pero lo más importante es mantener con vida a tus colonos, una tarea harto compleja en este nuevo y extraño planeta.

Plataformas: Xbox One, PlayStation 4, Steam (Windows, Mac, Linux)
PRECIO: desde 39,99€ | FECHA DE LANZAMIENTO: 15/03/2018

Surviving Mars

desde 39,99€
7.5

Jugabilidad

7.0/10

Gráficos

8.0/10

Sonido

7.0/10

Duración

8.0/10

A favor

  • Experiencia profunda de juego
  • Muchas horas por explorar
  • Transmite las sensaciones adecuadas cuando van bien, pero también cuando van mal las cosas
  • Gráficamente muy acertado

En contra

  • Curva de aprendizaje elevada
  • La gestión de los colonos y las infraestructuras puede ser complicada
  • Interfaz confusa provocando mayor dificultad
  • Las investigaciones no están lo suficiente aprovechadas

Toda la información la encuentras en nuestro canal de Telegram ¡Siguenos!

Sobre El Autor
Albert Pina
Albert Pina
Programador, amante de las nuevas tecnologías, jugador puntual (cuestión de tiempo), con muchas cosas que me gustan y todas tienen una en común: tecnología, por eso estoy aquí, en OneTech.