A la hora de analizar un nuevo ratón hay pocas cosas que ya nos sorprendan y es que las mejoras que se están viendo se limitan a mejores diseños, mejores sensores o mejor conectividad, por lo que es complicado que algo nos sorprenda. Corsair sin embargo lo ha logrado con el nuevo Darkstar Wireless, un ratón inalámbrico que, si bien tiene su enfoque principal en los MOBA y MMO, es perfectamente recomendable para otros formatos de juego.

El Darkstar Wireless cuenta con unas líneas agresivas, un gran sensor óptico y hasta 15 botones configurables, pero donde nos da ese plus de exclusividad es que cuenta con una función que permite al ratón no solo detectar la inclinación del mismo, si que nos permite adjudicar funciones a la simple acción de inclinar el ratón. ¿Ya hemos conseguido atraer tu atención? ¿Te pica la curiosidad por conocer que ofrece el Darkstar Wireless? pues en este análisis te contamos todo sobre él.

Corsair Darkstar Wireless

Corsair Darkstar Wireless, especificaciones:

  • Conectividad:
    • Corsair Slipstream Wireless sub-1ms 2,4GHz
    • Bluetooth 4.2 + LE
  • Sensor óptico: Corsair Marksmans con 26000 DPI (nivel de resolución de 1 DPI)
  • Velocidad de seguimiento: 650 IPS
  • Aceleración: hasta 50G
  • Botones programables: 15
  • Perfiles integrados 5
  • Retroiluminación RGB de 7 zonas
  • Tasa de sondeo de hasta 2.000 Hz
  • Tipo de batería: Polímero ion-litio, recargable
  • Duración de la batería:
    • Corsair Slipstream Wireless: Hasta 65hrs sin retroiluminación
    • Bluetooth: hasta 80 horas sin retroiluminación
  • Deslizadores: 100% PTFE virgen
  • Conectividad por cable: USB 2.0 tipo A (cable de tipo C a tipo A)
  • Longitud de cable: 1,8 m
  • Software: iCUE
  • Dimensiones: 129.05(L) x 67.9(W) x 43.64(H) mm
  • Peso (sin cable ni accesorios): 96 gramos
  • Precio:

Unboxing

El Corsair Darkstar Wireless nos llegan en una caja de acabado negro con el habitual fondo geométrico que la marca suele usar en sus empaquetados, dejando los laterales para que luzcan el acabado color amarillo corporativo de Corsair. Este fondo sirve como contraste para que tanto el nombre del dispositivo como el de la marca destaquen contorneando una imagen del ratón. En este mismo espacio se hacen eco del soporte para iCue, el software de Corsair para PC, así como de sus 15 botones programables, su sensor óptico y la referencia a la conectividad inalámbrica.

Corsair Darkstar Wireless

La parte trasera luce también un fondo negro, en esta caso plano y enmarcado en el amarillo de los laterales de la caja. Aquí nos dan algunos de los aspectos destacados del ratón, mostrándolos en distintos idiomas, así como los sellos que le acreditan como compatible con Windows y Mac.

Corsair Darkstar Wireless

Al elevar la parte superior de esta caja nos encontramos con una segunda caja de cartón, en este caso toda ella en color amarillo y que se limita a contener los habituales folletos de uso y seguridad. Bajo ella encontramos el ratón, un cable trenzado USB A a USB C y un pequeño conector que le permite al Darkstar Wireless conectarse mediante la tecnología Slipstream de Corsair.

Corsair Darkstar Wireless

Diseño con 15 botones para configurar

El Corsair Darkstar Wireless es un ratón para diestros, con un acabado en negro mate que solo en algunas zonas pasa a un acabado brillante para dar contraste a estas. Sus dimensiones de 129.05 de largo, 67.9 mm de ancho y una altura máxima de 43.64 mm arrojan un peso de 96 gramos, lo que, si bien no le coloca entre los más ligeros, si lo sitúa en la media de ratones de similares características.

Corsair proporciona para las zonas mates un acabado que le da un tacto suave, casi aterciopelado, muy agradable en la mano para acompañar a un buen diseñó en lo que a ergonomía se refiere. En la parte superior encontramos una franja brillante tras la que se esconde una tira de iluminación RGB, la cual se ve interrumpida por los dos botones que por defecto nos sirven para cambiar entre perfiles.

Corsair Darkstar Wireless

Si lo miramos desde la parte derecha vemos un lateral texturizado que sigue el mismo patrón triangular que suele usar la marca, el mismo que se muestra en la parte exterior del empaquetado. Esta zona mejora el agarre e impide que se nos llegue a resbalar el ratón incluso tras horas de uso.

Corsair Darkstar Wireless

En la parte izquierda del Corsair Darkstar Wireless encontramos nada menos que seis botones programables colocados en forma de arco, con el mismo acabado texturizada en su interior que el que encontramos en la parte derecha. También encontramos una especie de entradas de aire en la parte frontal, que aunque parece pura estética para darle un aspecto más agresivo, en realidad son unos indicadores que se iluminan en función del nivel de sensibilidad que estemos usando.

Corsair Darkstar Wireless

En la parte superior del frontal tenemos los dos botones principales con tecnología Quickstrike flanqueando la rueda de scroll con el mismo patrón texturizado, la cual además de permitir su pulsación también cuanta con funciones de desplazamiento laterales. Junto a esto tenemos también dos botones situados casi como si de un recorte del botón izquierdo se tratará, los cuales nos permiten subir o bajar niveles de DPI y los cuales junto con la rueda con sus cinco usos, los dos botones de la parte superior y los seis de la izquierda dan el total de los 15 botones programables de los que presume este ratón.

Corsair Darkstar Wireless

En la parte posterior del ratón lo único que encontramos es el logo de Corsair, resaltando sobre el fondo negro gracias a su acabado blanco que no es otra cosa que una gran zona de iluminación que se enciende como conectamos en ratón.

Corsair Darkstar Wireless

Si miramos desde la frontal el Darkstar Wireless de Corsair deja ver de forma más claro su diseño diestro, con un lado más alto que el otro para facilitar el apoyo de la mano. Desde este punto de vista también tenemos un buen ángulo para ver el puerto USB C con el que cargaremos el ratón, pero que también nos va a servir para conectar al PC ya que en algunos casos la configuración del mismo nos lo exige.

Por si os preguntáis que son esa especie de tomas de aire situadas a los lados del puerto USB C os diremos que no tiene más utilidad que la de albergar dos zonas más de iluminación, que al estilo de unos faros de automóvil iluminan la parte delantera del ratón. Vale que es pura estética, pero hay que reconocer que queda realmente bien.

Corsair Darkstar Wireless

No podemos finalizar el repaso al diseño de este ratón sin mirar bajo la alfombra, o más sin mirar la base, el punto de contacto con la alfombra o superficie sobre la que lo vamos a usar y elemento fundamental en la experiencia de usuario.

Corsair no se corta a la hora de aprovechar cualquier espacio para poner los deslizadores, por lo que no nos extraña ver dos enormes deslizadores 100% de PTFE virgen en un acabado gris pálido. Esta enorme superficie de deslizamiento de ultrabaja fricción, junto con la altura y calidad del material, nos asegura que el ratón se desliza con una suavidad que roza la perfección.

Entre los dos deslizadores encontramos el sensor óptico Corsair Marskman y a su lado un pequeño interruptor que nos permite apagar el ratón, usarlo en conectividad Bluetooth o mediante conexión de 2.4 Ghz.

Para finalizar nos fijamos en un orificio, el que en principio nos viene vacío pero que no es más que un espacio para poder colocar el conector Slipstream del que os vamos a hablar a continuación.

Corsair Darkstar Wireless

Conectividad por cable, Bluetooth o Slipstream

Aunque en caso de necesidad podemos usar el Corsair Darkstar Wireles de forma cableado, el sistema para el que está pensado es para el que prescinde de cables. Para ello podemos usar la conectividad Bluetooth 4.2 LE con la que tendremos una mayor autonomía, pero que por contra ofrece una conectividad menos estable y sobre todo baja la tasa de sondeo a “solo” 1.000 Hz. Si por contra decidimos usar la conectividad Slipstream tendremos una mayor estabilidad, menor rendimiento y una tasa de sondeo que alcanza los 2.000 Hz.

Corsair Darkstar Wireless

Al igual que con otros dispositivos de la marca que ya hemos probado, este ratón usa un adaptador USB para proporcionar la conectividad Slipstream, el cual cuando no usemos podemos guardar en el hueco que tenemos bajo el ratón. Se trata de un pequeño conector que junto con las ventajas que ofrece la conectividad Slipstream, también permite ahorrar puertos ocupados ya que con un solo adaptador podemos conectar varios dispositivos compatibles como ratones, teclados o auriculares de Corsair.

Corsair Darkstar Wireless

Experiencia de uso

Ya conocemos el exterior del Corsair Darkstar Wireless, pero aún no su interior, lugar donde esconde varios de los puntos que más nos ha llamado la atención y que le hacen destacar.

Comenzamos con su sensor óptico, el Corsair Marksman, el cual alcanza hasta los 26.000 DPI de forma nativa y es personalizable en niveles de 1 DPI, con una velocidad de seguimiento de 650 IPS y una aceleración de 50G. Se trata de un sensor que ya está ampliamente contrastado y de cuyo comportamiento no tenemos queja, siendo una excelente opción no solo para juegos de tipo MOBA,/MMO, si no para cualquier estilo de juego. Como se suele decir, si algo funciona mejor no lo toques.

Aunque podemos escoger entre distintos niveles de DPI con los dos botones de la parte superior del Darkstar Wireless, también admite realizar ajustes de DPI “al vuelo”. Esto lo hace mediante un sistema de pulsaciones con el que podemos realizar incrementos o reducción de 50 DPI sin necesidad de software. Por ejemplo, manteniendo el botón de aumento de DPI y el botón superior trasero del lateral izquierdo podemos bajar 50 DPI al vuelo para usar en momentos puntuales del juego, bajando luego si lo necesitamos o subirlos nuevamente si nos hemos quedado cortos.

Junto a este sensor tenemos unos botones principales Quickstrike, con una pulsación precisa y sin rebotes, los cuales prometen una vida útil de 50 millones de clicks y que, si bien no logran los resultados de rendimiento de los sistemas ópticos, sí que es más que suficiente para la gran mayoría de usuarios.

Aunque Corsair nos promete hasta 80 horas de duración de la batería, lo cierto es que hablamos de que para ello necesitamos estar conectados mediante Bluetooth, algo que para mi no tiene sentido si dispones de la opción de usar la conectividad Slipstream, más estable y que ofrece mejor rendimiento. En este caso tenemos una autonomía que sin iluminación alcanza las 65 horas, las cuales por supuesto ni me he acercado ya que soy de los que le gusta la iluminación. Con ello llegar a las 20 horas ya es como para estar orgulloso, lo que hace que la autonomía sea sin duda uno de los puntos a mejorar de este ratón.

Con una iluminación que de inicio parece muy discreta, me ha sorprendido las zonas escogidas para colocarlas. No tanto por la tira superior, aunque me gusta ese aspecto difuminado que adopta, ni por la colocación en la chepa con el logo de Corsair, si no por los dos “faros” que tenemos en el frontal y que hace que sintamos la sensación de que tenemos un coche iluminando la carretera. Es curioso y lo cierto es que me gusta, aunque más que nada por mi lado más friki.

Corsair Darkstar Wireless

Con un diseño pensado para juegos MMO/MOBA, los quince botones del Corsair Darkstar Wireless nos abren un amplio abanico de opciones para jugar, pudiendo configurarlos para disponer de movimientos, ataques o defensas a un solo clic, lo que es una ventaja más que evidente a la hora de jugar.

A esto le tenemos que añadir una función que está algo escondida y a la cual tenemos que coger el punto antes de poder sacarle rendimiento: las acciones por inclinación.

Control mediante inclinación

El Corsair Darkstar Wireless esconde en su interior un giroscopio de seis ejes y un acelerómetro. Estos sensores nos permiten configurar los ajustes en la distancia de despegue, algo que es habitual, aunque en este caso con un resultado más preciso, pero es que además podemos configurarlo para usar gestos de inclinación para realizar acciones.

Usando iCue, programa del que hablaremos a continuación, puedes configurar el ratón para que, por ejemplo, cuando eleves la parte frontal del ratón tu personaje salte, que cuando lo inclines a la derecha el personaje se deslice hacia ese lado, que recargue el arma al elevar el ratón o lo que tu veas más conveniente. Por supuesto también podemos darles otros usos ya que podemos configurarlo parra iniciar un programa, ejecutar una macro o incluso copiar un texto que se pega de forma automática.

El sistema de gestos por inclinación suena genial ¿verdad?, pues lo es, pero cuesta pillarle el punto para sacarle todo el partido. Ten paciencia y práctica, no hay otra, ya que los resultados son realmente buenos y abren un nuevo abanico de opciones de juego que solo dependerá de las acciones que queramos añadir y de nuestra destreza a la hora de ejecutarlas.

iCue, libertad para configurar tu Darkstar Wireless

Corsair es de las empresas que más cuidan el apartado de software, con iCue como epicentro de todo en lo que a dispositivos para PC se refiere. En este caso no estamos ante una excepción y este es el programa que deberemos usar tanto para conectar varios dispositivos al receptor Slipstream como para personalizar el ratón.

Este programa nos permite escoger crear hasta cinco perfiles que se pueden almacenar en el ratón, cada uno con una configuración y comportamiento distinto. Podemos personalizar la iluminación con los distintos modos disponibles, mapear los botones y configurar las distintas fases de DPI, incluyendo el habilitar o deshabilitar la personalización al vuelo de esta. También nos permite configurar el grado de detección de los niveles de inclinación, tanto lateral como frontal o trasera e incluso asignar a estos movimientos una acción concreta.

Corsair Darkstar Wireless

Por último decir que a la hora de mapear los botones del Darkstar Wireless, iCue nos permite hacerlo tanto por hardware como por software. La diferencia es que mientras que uno se queda configurado en el perfil, en el segundo caso la configuración variará en función del software que estemos usando. Es decir que tenemos aún una mayor variedad de posibilidades de personalización.

Conclusiones y opinión

El Corsair Darkstar Wireless en un ratón gamer con unas prestaciones muy interesantes por las opciones que nos ofrece, aunque con una evidente necesidad de mejorar en su autonomía, pese a lo cual logra ofrecer un conjunto muy satisfactorio.

La ergonomía y el tacto están realmente conseguidos, con un diseño que nos permite usarlo de forma muy cómoda y sin que notemos fatiga al tener todos los controles muy accesibles. Sin embargo, donde realmente destaca es sin duda en la amplísima variedad de controles que nos ofrece. Si el contar con 15 botones ya es algo que nos da un amplio margen de personalización, si a eso le añadimos los controles por inclinación el resultado es simplemente aplastante.

Con el Darkstar Wireless estamos ante uno de los mejores ratones para juegos MOBA/MMO, aunque con un importante “pero” y es que en la web de Corsair lo encontramos con un precio de 169.99€, lo que hace que no sea apto para todos los bolsillos.

Emblema producto destacadoEmblema producto recomendado

Corsair Darkstar Wireless

169.99 EUR
8.6

Valoración

8.6/10

Pros

  • Diseño y calidad de construcción
  • 15 botones configurables
  • Gestos por inclinación que amplía el número de acciones
  • Configuración DPI al vuelo
  • Sensor óptico preciso y de excelente seguimiento

Contras

  • Autonomía mejorable
  • Precio

Síguenos en nuestros canales de Telegram y Google News para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.


Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fi y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.