Razer ha presentado hoy su nueva generación del Razer Blade 17, sus portátiles gaming. Lo ha hecho además haciendo una alarde de musculo al incorporar en ellos lo último en procesadores Intel, los Core H-Series de 11ª generación, y montar GPU GeForce RTX 3080 para portátiles. Entre las opciones disponibles encontramos el procesador más potente del portfolio de la compañía con el nuevo Intel Core i9-11900H, lo que hace que no solo sea perfecto para jugar si no también para creadores.

Razer Blade 17

Esta nueva generación de dispositivos mantiene el diseño de sus predecesores, con un cuerpo de color negro que esta vez viene con un nuevo revestimiento antihuellas para reducir las manchas en el chasis exterior, algo que se agradece y que es uno de las pegas que tienen sus predecesores. También mantiene características que ya asociamos con la marca de las tres serpientes como la retroiluminación multicolor en cada tecla con tecnología Razer Chroma RGB, el sonido inmersivo THX Spatial Audio y varias opciones de puertos de conexión entre los que se encuentra un lector de tarjetas SD, Thunderbolt 4 de doble cara. y un puerto USB-C para suministro de energía.

El Razer Blade 17 ha sido un elemento básico en el espacio de los portátiles gaming premium durante años, y es crucial que continuemos brindando un rendimiento extraordinario con un producto de impecable calidad, algo que nuestros fans esperan y merecen,” ha comentado Brad Wildes, Vicepresidente Senior y General Manager de la unidad de negocio de sistemas en Razer. “La integración continua de mejorar mientras se introducen nuevos avances en hardware es lo que le da a la gama Blade su “injusta ventaja”. Los Razer Blade siempre han sido sinónimo de estilo y potencia, y tenemos la intención de que siga siendo así por mucho tiempo.

Razer Blade 17

Los nuevos Blade 17 dispone de webcam mejorada Full HD 1080p y duplica la cantidad de micrófonos dedicados, de dos a cuatro para que los usuarios puedan realizar videollamadas con mayor calidad, mientras que sus 4 altavoces ofrecen la mejor experiencia gaming.

Con la garantía del uso de los nuevos procesador Intel i9-11900H de ocho núcleos y 16 subprocesos, el Razer Blade 17 promete alcanzar nuevos niveles de rendimiento en su gama de productos con procesadores Intel, mientras que la CPU que alcanza una frecuencia máxima turbo de hasta 4,9 GHz, permitirá disfrutar de velocidades muy mejoradas para gaming como para cargas de trabajo de subprocesos múltiples. Combinando esta potencia con gráficas NVIDIA GeForce RTX 3080 y pantalla táctil con resoluciones de hasta 4K a 120Hz o FHD a 360 Hz, Razer se planta en el olimpo de los fabricantes que cuentan con portátiles gamer entre los más potentes del mercado.

Uno de los problemas de tanta potencia es el calor que se genera, por lo que no es de extrañar que la compañía haya tratado este tema con cuidado. Su solución pasa por el uso de una cámara de vapor para refrigeración que ha mejorado el proceso de dispersión de calor haciéndolo más eficiente.

Razer Blade 17

Junto al Blade 17 Razer ha presentado el modelo Blade 15 Base con los procesadores Intel Core i7-11800H de 11ª generación y gráfica NVIDIA GeForce RTX 3070, el cual incluye dos ranuras SSD PCIe 4.0, sonido THX Spatial Audio y conectividad Thunderbolt 4.  

Precio y disponibilidad

El nuevo Razer Blade 17 sale por un precio que parte de los 2,599.99€ mientras que el nuevo Razer Blade 15 Base model tiene un precio que comienza en los 1,899.99€. Ambos modelos se pueden reservar en la web de Razer, aunque de momento parece que su lanzamiento se limita a Estados Unidos.

Siguenos en nuestro canal de Telegram para no perderte nada.


Esta web usa enlaces de afiliación que ayudan a su mantenimiento, con ellos recibimos una comisión por cada compra que los usuarios hagan, aunque esto no supone un aumento de su precio, solo nos echas una cable en los gastos de la web.

Sobre El Autor
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.