Los portátiles van creciendo en capacidades a un ritmo acelerado y es que cada vez se les requiere mas para poder seguir nuestro ritmo de vida y trabajo. En las ultimas semanas hemos podido probar uno de los últimos portátiles de Gigabyte, una marca que tiene fama por la calidad de construcción y potencia de sus dispositivos. Nosotros hemos podido disfrutar del Gigabyte Aero 15 OLED XB, que ademas de lo dicho cuenta como principales armas con una deslumbrante pantalla OLED 4K y en ser el primer portátil que cuenta con integración con la inteligencia artificial de Microsoft Azure.

Con este dispositivo la marca quiere ofrecer una herramienta de trabajo para creadores de contenido, pero también un producto de entretenimiento capaz de mover los juegos más exigentes. Tras haberlo probado, ahora toca hablar de nuestras impresiones.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

Gigabyte Aero 15 OLED XB, un diseño con poco que criticar

Como siempre, y para que nos hagamos una idea de ante que estamos, vamos a comenzar hablando del diseño y especificaciones del Gigabyte Aero 15 OLED XB, entrando a su valoración en detalle mas adelante. Lo primero decir que estamos ante un portátil de gama premium, con prestaciones de primer nivel y pensado para un público profesional o de alta exigencia.

A pesar de que hablamos de un portátil no nos vamos a engañar, este no es un dispositivo pequeño ni ligero, pero es que su hardware requiere un espacio y medidas acordes. Este portátil viene en un color negro mate con chasis de aluminio en unas dimensiones de 3‎56.4 mm de largo, 250 mm de ancho y una altura de 20 mm, medidas considerables que se completan con un peso que ronda los 2 kilogramos. Como vemos no personaliza el concepto de movilidad, pero esto es algo que tiene su justificación, la cual encontraremos cuando hablemos de sus especificaciones.

Siguiendo con su diseño nos encontramos con una cubierta trasera negra en la que destaca el nombre de Aero iluminado. Esta zona se divide en dos parte con una linea pulida que separa la zona superior mate de la inferior de tipo aluminio cepillado. Estéticamente le da al Gigabyte Aero 15 OLED XB un aspecto elegante que ya nos da una pista de la calidad de sus acabados.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

Si le damos la vuelta nos vamos a encontrar con una parte inferior que con tres pequeñas bases de goma en la zona de touchpad y dos grandes zonas en forma de L en la parte superior. Estas además bordean las tres rejillas que Gigabyte ha incorporado para facilitar la refrigeración del dispositivo. Como curiosidad decir que mientras las zonas visibles aguantan bastante bien las huellas, esta parte inferior parece no hacerlo tan bien. Por suerte es una parte que no se suele ver.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

En la unión entre la y la pantalla se encuentran un sistema de bisagras que me ha convencido tanto por su comportamiento, que permite situar la pantalla en un ángulo que nos convenga de forma estable y sin vaivenes, como sobre todo por la sensación de durabilidad que ofrece. Se trata de dos bisagras que si bien no son excesivamente grandes, si dan esa sensación de fortaleza que uno agradece, más aún cuando se trata de dispositivos de alto presupuesto.

Uno de los problemas que hay en muchos dispositivos en relación con las bisagras es su capacidad para usarse con una mano, es decir poder abrirla y situarla en la posición deseada sin tener que sujetar el teclado con la otra mano. En este caso el problema no existe ya que la unión del peso del equipo y la eficacia de sus bisagras, permite abrirlo a un mano sin que la parte inferior de mueva un ápice.

Siguiendo con el diseño externo nos vamos al contorno, aspecto donde nos vamos a encontrar con más de una sorpresa. En el marco trasero, entre los encajes de las bisagras encontramos una rejilla que ocupa buena parte del espacio y que forma parte del sistema de refrigeración del dispositivo. En la mitad de esta tenemos una placa metálica con el nombre de “Aero”, el cual se ilumina con dos pequeños LED blancos cuando está en funcionamiento.

Conectividad que sorprende en un portátil

Uno de los aspectos más destacados de este terminal es su conectividad, contando con un buen número de puertos a nuestra disposición, los cuales no dejan de sorprender al hablar de un portátil, pero que suponen un gran añadido si pensamos en un uso gamer y sobre todo para creadores de contenido que trabajen con archivos pesados.

Para encontrar estos puertos debemos acudir a sus laterales, donde encontramos en el lado de la derecha, dos puertos USB 3.2, un puerto USB tipo C Thunderbolt 3, un lector de tarjetas UHS-II SD y el conector para la corriente con un pequeño LED que nos indica cuando está en uso. Tras esto tenemos una pequeña rejilla de ventilación, aspecto muy presente en el Gigabyte Aero 15 OLED XB.

El añadido del lector de tarjetas en un plus que agradecerán sobre todo los usuarios que cuenten con cámaras fotográficas, los cuales suelen contar con archivos de gran tamaño que con este puerto nos servirá para traspasar con una velocidad de transferencia de hasta 300 MB/s, sin cables ni complicaciones. Mientras que el USB Tipo C Thunderbolt ya es casi una necesidad dada la cantidad de dispositivos que hacen uso de ello y con él podremos contar con una velocidad de transferencia de hasta 40 Gbps.

En el lateral izquierdo continuamos con esta línea y además nos encontramos uno de los añadidos que más agradecerán los gamers, un puerto Ethernet RJ-45 que nos permite conectarnos por cable a nuestra red. Si prefieres no usar la conectividad WiFi 6 del dispositivo y lo tuyo es más tirar de conexión por cable, este puerto será tu salvación.

Junto con el RJ-45 tenemos un puerto USB 3.2, un conector jack 3.5mm para auriculares, un mini DP 1.4 1 y un puerto HDMI 2.0, que como en el lateral derecho se completa con una rejilla para la ventilación.

Finalmente en la parte frontal la encontramos limpia, simplemente mostrando un rebaje en la parte media para ayudar a abrir la pantalla y un rebaje en la parte central, el cual por cierto se encuentra en todo el contorno del dispositivo.

Impresionante pantalla que no te cansas de mirar

Llegamos a uno de los puntos fuertes del Gigabyte Aero 15 OLED XB y posiblemente el que más destaca al comenzar a usarlo. Hablamos de un panel OLED de Samsung con 15.6 pulgadas que nos ofrece una imagen en resolución UHD 4K de 3840 x 2160 pixeles. Un simple vistazo nos permite apreciar su enorme calidad, que en cifras se traduce en que es capaz de reproducir una gama de colores del 100% DCI-P3, lo cual representa un 25% más de colores que sRGB. Además cuenta con certificación VESA Display HDR True Black 400 con un calibrado individual de fábrica, un brillo máximo de 400 cd/m2, certificado X-Rite Pantone y Delta E <1 que asegura una reproducción fidedigna con respecto al color de entrada.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

Esta pantalla es la encargada de trasladarnos toda la potencia y calidad del dispositivo, por lo que además de dotarla de unas especificaciones de primera calidad Gigabyte se ha encargado de protegerla con un marco con bisel que hace que incluso son el dispositivo cerrado, la pantalla se mantiene separada del teclado por un par de milimetros.

Con una gráfica NVIDIA GeForce RTX 2070 SUPER Max-Q con 8GB de memoria GDDR6, aunque de inicio su principal sector pudiera pensar que es el segmento de creadores y diseñadores, no es menos capaz a la hora de servir como dispositivo gamer. Esto es algo a lo que ayuda tener una respuesta de 1 milisengudo en su pantalla, aunque por contra solo cuenta con 60 Hz de tasa de refresco, algo escaso comparado con dispositivos plenamente enfocados al juego.

En cuanto a la experiencia de uso, solo podemos definirla como sobresaliente. Su capacidad de reflejar colores solo se puede comparar con la que tiene para mostrar un negro profundo que nos permite apreciar cada mínima parte de la escena. En la misma línea está su capacidad de interpretar la iluminación y ofrecer un contraste sólido, siendo un auténtico disfrute no solo para diseñar o jugar, si no simplemente ver una película.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

No esperaba mucho en el apartado de sonido, pero los dos altavoces de 2W del Gigabyte ofrecen una buena potencia y calidad, algo que se ve penalizado con cierto toque metalizado en volúmenes altos. Aquí nuevamente se aprovecha el grosor del dispositivo para situarlos en los laterales de la base, con una salida hacia los lados y no hacía abajo o hacia arriba. Esto pèrmite que nada apague el sonido y por ende no pierda potencia, algo que pasa en modelos cuyos altavoces apuntan solo hacia abajo. Para poder ofrecer un sonido 7.1 el dispositivo cuenta con Nahimic 3, el cual además permite un sonido envolvente para poder jugar percibiendo desde donde nos llega el sonido.

¿Qué hace ahí la cámara?

Llegamos a la que posiblemente sea la gran pega del diseño del Gigabyte Aero 15 OLED XB, y es que la cámara está en una posición donde no en pocas ocasiones terminal enfocando a nuestras manos. La base de este portátil no es plana sino que en la parte del fondo, justo encima del teclado, hay un desnivel. En este alguién pensó que sería un buen sitio para situar su cámara HD y dos micrófonos flanqueando, pero sin pensar que si haces una videollamada y necesitas escribir lo que se verá en la cámara serán tus dedos volando sobre el teclado. Una posición que te hace escoger, o te ven o escribes.

Por contra debemos destacar que cuenta con un añadido que agradecemos mucho, una tapa fisica deslizable que permite bloquear la cámara y mantener nuestra privacidad a salvo.

Lo cierto es que esta posición no es la más indicada hoy en día pero la empresa tiene una justificación para ello. Durante el tiempo de prueba me surgió la opción de hablar con uno de los ingenieros de Gigabyte, el cual respondió a algunas de mis dudas, esta incluida.

A la hora de hablar sobre esta posición para la cámara su respuesta fue clara, “no se diseñó para el uso actual”, detallando que en su día la cámara se situó para un uso residual, con el convencimiento de que los usuarios de videollamadas preferirían usar webcam dedicadas con mayor calidad. Por desgracia llegó el Covid-19 y lo cambió todo, sobre todo el uso de las videollamadas y el teletrabajo, dejando en evidencia este error en el diseño. En Gigabyte no han querido echarse trapos calientes y han reconocido que no es la mejor posición, pero ya me han confirmado que en próximos modelos de la marca la cámara tendrá un lugar más adecuado a las nuevas necesidades del público.

Teclado completo y Touchpad con sensor de huellas

El teclado de este portátil denota que no está pensado solo para jugar, si no también para un uso profesional dotándolo de una configuración completa, incluyendo bloque numérico. Las teclas del Gigabyte Aero 15 OLED no son mecánicas, aspecto que encontramos en otros modelos de la marca, pero no en los Aero. Por contra cuentan con un buen recorrido y tamaño, con retroiluminación RGB, un tecleo silencioso que delata la presencia de un sistema de membrana y sistema Anti-Ghosting N-Key Rollover que permite hasta 80 pulsaciones simultáneas.

Gigabyte preinstala el software Control Center, el cual entre sus opciones cuenta con “Fusión”, un apartado que nos permite configurar la iluminación, sus efectos de color y brillo, pero también asignar macros o accesos directos a las teclas.

Bajo el teclado tenemos un touchpad de buen tamaño que no está centrado con respecto al cuerpo general, sino que lo hace con respecto al teclado sin el bloque numérico. Esto hace que parezca algo ladeado hacia la izquierda, pero a la hora de usarlo vemos que está donde debe.

En este touchpad encontramos también un pequeño recuadro en su parte superior izquierda, el cual no es otra cosa que su sensor de huellas, el cual nos permite usar Windows Hello a través de nuestra huella dactilar.

Intel Core i7 10ª Gen, gráfica RTX 2070 y Microsoft Azure AI

No se ha escatimado en llenar las tripas del Gigabyte Aero 15 OLED XB de un hardware que le permitiera hacer frente a las máximas exigencias de creadores y gamers.

En el interior de esta portátil tenemos un procesador Intel Core i7-10875H de 10ª Generación con una frecuencia de 2.3GHz, llegando a los 5.1GHz en modo Turbo Boost. Se acompaña de la ya mencionada gráfica NVIDIA GeForce RTX 2070 SUPER Max-Q GDDR6 8GB, una memoria RAM de 16GB (DDR4 2666MHz/ DDR4 2933MHz) y un almacenamiento SSD 512 GB NVMe PCIe Intel Optane. Unas prestaciones que ya anticipan lo que va a ser la experiencia de uso, y es que estamos ante un portátil que está pensado para que podamos trabajar con programas de edición de imagen o video, pero también para juegos exigentes.

Como siempre el tema del rendimiento es algo en lo que influye mucho el uso que le vayamos a dar, por mi parte puedo afirmar que el comportamiento del dispositivo ha sido impecable tanto a la hora de editar fotografías o video, como a la hora de jugar a juegos de gran exigencia. Aún así la mejor forma de que os podáis hacer una idea de esto es mediante los resultados de su paso por distintos programas de testeo, donde por ejemplo ha logrado una puntuación de 3.706 en CineBench

A nivel de juegos he podido usar el Gigabyte Aero 15 OLED con títulos como Warzone, Sekiro, Warfare, Dissidia Final Fantasy o Counter-Strike, todos ellos con un rendimiento en el que destacaba la fluidez incluso a niveles de máxima calidad gráfica, logrando en la mayoría de los casos mantener unas cifras con mínimos de 60 FPS y medias de 90 FPS.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

Juntamente con lo puramente físico, el Gigabyte Aero 15 OLED XB forma parte de los primeros modelos de portátiles que han incorporado la plataforma Azure AI de Microsoft. Es decir que usa la potencia de la nube de los de Redmond para hacer un estudio de cómo usamos el dispositivo y optimizar la configuración del mismo en función de ello.

Hablando con la gente de Gigabyte quisimos saber como afecta esto al rendimiento y funcionalidad. Según nos indicaron es algo complejo dar cifras concretas y estas irán variando a medida que el sistema aprenda y ofrezca mejores resultados en las configuraciones ofrecidas, sin embargo de media han observado que la diferencia usando Azure AI es de una mejora del 5% a nivel de FPS y del 10 % de rendimiento en los resultados obtenidos en los Benchmark.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

Autonomía, batería, refrigeración y cómo controlarlo

La batería del Gigabyte Aero 15 OLED es un punto delicado ya que hay que tener en cuenta las especiales características del dispositivo, pero sobre todo su alta exigencia. Para empezar decir que cuenta con una batería de polímero de litio de 94.24Wh que según la compañía debería llegar a las 8 horas, esta cifra sin embargo en es unas condiciones muy especificas y en mi caso no he podido ni acercarme a ella.

Con un uso moderado he podido llegar a las casi 4 horas de autonomía, pero que han bajado a apenas dos si lo usaba para jugar o con programas de edición. Aún así las cifras varían mucho dependiendo de la configuración, el programa, etc. Realmente este dispositivo lo veo como un portátil para de forma moderada con la batería, a la espera de poder llegar a un punto de destino donde poder conectarlo y aprovechar verdaderamente todo su potencial.

Por otro lado hay que tener en cuenta que hablamos de un terminal con un sistema de ventilación muy eficaz compuesto por dos ventiladores de 5 palas, cinco tubos de calor para la disipación y un sin fin de aperturas por donde meter aire fresco y sacar el calor. Esto conlleva que a más exigencia los ventiladores funcionan a ritmo que afecta significativamente a la batería, al tiempo que producen un ruido más que apreciable.

Uno de los programas que acompañan al portátil es el mencionado Control Center, un software que nos permite controlar aspectos como boost, la velocidad de los ventiladores o el uso de la batería. Si eres de los que necesitan usar de forma intensiva el dispositivo en tus desplazamientos es muy conveniente que ajustes la configuración a tus necesidades y así exprimir al máximo su capacidad.

Sinceramente no es el rey de la autonomía, pero con un panel OLED 4K y el hardware que lleva en sus tripas, lo cierto es que era de esperar. El motivo de tener un puerto Ethernet ya dejaba pistas de ello y como decimos no ha sido una sorpresa la cuestión de la autonomía.

Especificaciones del GIGABYTE AERO 15 OLED XB

Peso y Dimensiones
3‎56.4 (largo) x 250 (ancho) x 20(alto) mm
2 KG aprox.
Colores disponibles: Negro

Software
Windows 10 Pro Microsoft Azure AI

Pantalla
OLED 15.6 Pulgadas Samsung UHD 3840x2160 de marco fino y certificado por X-Rite Pantone individualmente calibrado de fábrica Certificado VESA DisplayHDR True Black 400

Procesador
Intel Core i7-10875H (2.3GHz-5.1GHz)

Gráfica
NVIDIA GeForce RTX 2070 SUPER with Max-Q GDDR6 8GB

Memoria
16GB DDR4 2666MHz/ DDR4 2933MHz

Almacenamiento
SSD 512 GB NVMe PCIe Intel Optane

Cámaras
Cámara frontal HD

Sonido
2‎ Altavoces 2 watt Nahimic 3 Microfono

Teclado
RGB Fusion retroiluminado por tecla

Conectividad
Killer Ethernet E2600 Killer Wi-Fi 6 AX1650 (Intel) Bluetooth: Bluetooth V5.0 + LE

Conexiones
3‎x USB 3.2 Gen1 (Type-A) 1x Thunderbolt™ 3 (Type-C) 1x HDMI 2.0 1x mini DP 1.4 1 x 3.5mm auriculares/micrófono 1x Lector de tarjetas UHS-II SD 1x Conector DC 1x RJ-45

Batería
Polímero de litio 94.24Wh

Otros detalles
Chasis de aluminio TPM. Membresía Xsplit Gamecaster y Broadcaster Premium (3 meses)

Precio
2.599 €

Conclusiones y opinión

Llega el momento de la verdad, el reflexionar sobre las sensaciones que nos ha dejado el Gigabyte Aero 15 OLED durante las semanas que nos ha acompañado, para lo que debemos tener en cuenta todos sus aspectos, incluyendo su precio de 2.599 €.

En este tiempo he podido comprobar cómo Gigabyte ha logrado ofrece un portátil que puedo decir sin miedo que ha sido una de las mejores dispositivos que han pasado por mis manos. Su rendimiento a la hora de jugar o trabajar es una garantía para cualquier profesional, además de contar con un diseño “elegantemente atractivo”. Sin embargo lo que te cautiva es su pantalla OLED 4K, cuya calidad es simplemente espectacular.

Si bien su batería es mantiene en niveles simplemente correctos y su cámara está colocada de una forma bastante reprochable, en general estamos ante un equipo que nos da ganas de estrenar “galardones” para poder otorgarle un oro.

Gigabyte Aero 15 OLED XB

0.00
9.2

DISEÑO

9.2/10

PANTALLA

9.5/10

RENDIMIENTO

9.3/10

BATERÍA

8.8/10

A favor

  • Una pantalla que enamora
  • Rendimiento con satisfacción garantizada
  • Poco Software y muy completo en opciones
  • Diseño
  • Refrigeración muy efectiva
  • Azure AI

En contra

  • Cámara mal situada
  • Precio

Toda la información la encuentras en nuestro canal de Telegram ¡Siguenos!

Sobre El Autor
Pedro A.
Pedro A.
Editor Jefe, enamorado de mi familia y de la tecnología en cualquiera de sus formas, aficionado a la Sci-Fy y a mirar al cielo nocturno. Tratando de vivir la vida sin remordimientos.